Saltar al contenido.
Anuncios

Hummus de alubias rojas y remolacha

Hola cocinillas,

Tengo el placer de compartir esta deliciosa receta que se me ocurrió el otro día y la verdad es que el resultado está de toma pan y moja.



Quería darle “una vuelta” a la receta tradicional del hummus, no porque no me guste, sino por variar.

Se me ocurrió cambiar de legumbre y cambié los garbanzos por unas deliciosas alubias ( en el sur de España decimos habichuelas rojas o en México los famosos frijoles coloraos).

Bien, las dejé en remojo una noche y las cocí en olla a presión unos 18 minutos. Cuando las escurrí una vez cocidas me dí cuenta que habían perdido gran parte de su maravilloso color así que pensé en hacer el hummus con algo que le reactivase el color.

Se me ocurrió añadirle remolacha cocida y fue un acierto. El sabor terroso de la remolacha casa muy bien con las legumbres y, además, le da ese color tan llamativo y apetecible.

  • INGREDIENTES

-Unos 100 gramos de alubias rojas en seco ( o un bote pequeño ya cocidas unos 200 gramos escurridas) 

-50 o 60 gramos de remolacha cocida 

– 20 o 30 gramos de semillas de sésamo blanco ( o mejor aún, un par de cucharadas de tahini )

aceite de oliva virgen extra (AOVE)

– 1 o 2 ajos, según tamaño y si queremos nuestro hummus más o menos intenso.

sal

-el zumo de un limón

-1 cucharadita de comino molido

  • ELABORACIÓN

1. Cocemos nuestras alubias rojas en una olla a presión unos 18 minutos con abundante agua, sal, una hoja de laurel y unas ramitas de alguna hierba aromática como tomillo u otra ( opcional ). Reservamos hasta que se enfrie. 

Si optamos por el bote de alubias rojas en conserva las volcamos en  un colador y las lavamos bien. 

2. Mientras tanto podemos ir haciendo nuestro tahini. Ingrediente básico del hummus. Para ello necesitamos semillas de sésamo blancas. Si vemos que están totalmente blancas e iguales es que no están tostadas por lo que tendremos que tostarlas en una sartén a fuego medio-bajo hasta que agarren color. Tras ello las pasamos a un mortero y vamos machacando hasta obtener una pasta homogénea. Esto es el tahini básicamente. Si vemos que nos cuesta podemos añadir un poco de AOVE, agua o zumo del limón. 

3. En un vaso de batidora o robot de cocina volcamos las alubias, la remolacha cocida, el ajo, nuestro tahini, sal, el comimo molido y un chorro de AOVE. Batimos hasta obtener una masa tersa no muy compacta ni muy líquida. Si nos queda muy líquida podemos añadir más alubias, si es al contrario y está muy pastosa podemos añadir agua o más remolacha. Rectificamos de sal y le damos nuestro gusto deseado en cuanto a ajo, comino… ¡ Y listo! 

Refrigeramos para tomar nuestro hummus bien fresquito. Para servir podemos rociar con un poco de aceite de oliva por encima, esto le dará un brillo especial y muuucho sabor. 


¡Espero que os haya gustado!

Anuncios

5 Comentarios »

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: