¡Aloha cocinillas!

Muy buenas de nuevo, hoy vengo con una receta clásica pero muy especial porque le he dado una vueltecita y además está hecha con el máximo amor ya que la hice justamente hace un año dedicada a una amiga para su cumpleaños.

Este año, dadas las circunstancias, no se la puedo hacer, así que he pensado dedicarle la receta. Mi amiga es Natalia Eseverri, autora del blog www.elarcondenatalia.es , a la cual la felicito en la distancia y le dedico esta receta. ¡FELICIDADES NATALIA! TE QUIERO MUCHÍSIMO! Te mando mucho ánimo y te deseo un año genial y lleno de éxitos y alegrías.

En El Arcón de Natalia podréis encontrar toda la actualidad malagueña así como entrevistas y actualidad cultural, no sólo de Málaga, sino de todo el país, ya que se hace eco de obras que van por toda España, libros y actos y eventos, os recomiendo que le echéis un vistazo, hace un trabajo exquisito.

Así que sin más, vamos vamos a la obra con la receta.

  • INGREDIENTES

PARA EL BIZCOCHO:

-200 gramos de harina de trigo (puedes usar también otros tipos de harina: harina de quinoa, harina de espelta, etc..)

-120 gramos de yogur (yo usé griego natural, pero también sirve de limón normal, ‘yogur de soja’, etc)

-150 gramos de azúcar (también vale panela o azúcar moreno, en este caso añadiremos algo mas, puesto que endulza menos)

-3 huevos

-80 gramos de aceite de girasol (u otro aceite neutro: aceite de maíz, aceite de colza, etc -evitaremos los aceites no neutros, es decir, los que aportan sabor en exceso por ejemplo aceite de oliva, aceite de sésamo…)

-1 cucharadita de sal

-la ralladura de un limón y de una naranja

-1 cucharadita de canela en polvo

-1 sobre de levadura química (tipo Royal, seca, en polvo)

-1 zanahoria rallada (2 si son pequeñas)

-1 calabacín rallado (opcional)

PARA EL ALMÍBAR:

-1/2 vaso de licor amareto (o cualquier otro licor: licor de naranja, brandy, licor de café o a tu gusto) Si no queremos usar licor podemos omitirlo y añadir zumo de naranja u otro.

-la misma cantidad de azúcar

-la misma cantidad de agua

PARA LA COBERTURA:

-200 gramos de queso crema o de untar (tipo philadelphia, aunque mascarpone sería mejor aún)

-100 gramos de azúcar (si es glas mejor, aunque no es imprescindible)-80 gramos de pulpa de frutos rojos (un puñado de frutos rojos triturados: en mi caso usé: arándanos, fresas y frambuesas)

-50 gramos de mantequilla o margarina, también podemos usar aceite de coco

PARA DECORAR:

-unos arándanos partidos

-almendras en láminas o caramelizadas para espolvorear por encima (en mi caso usé pistachos picados en el mortero)

  • ELABORACIÓN

BIZCOCHO

  1. Rallamos las pieles de la naranja y el limón. Mezclamos con el azúcar y con los huevos, batimos bien.
  2. Añadimos el resto de ingredientes del bizcocho y ponemos en un molde previamente engrasado. Horneamos con el horno precalentado a 180ºC unos 40 minutos calor arriba y abajo. Yo suelo pinchar el bizcocho a los 35-40 minutos en el centro y si sale manchado lo dejo 5 minutos más, si sale limpio apagar el horno y sacar.
  3. Dejamos que se enfríe totalmente antes de cortarlo. Mientras tanto prepararemos las demás elaboraciones.

ALMÍBAR

  1. Ponemos en un cazo a hervir el agua, con el licor o zumo y el azúcar, removemos bien para que se disuelvan los granos de azúcar y llevamos ebullición unos 15 minutos. Cuando no tengamos nada de grano lo tendremos listo. Reservamos.

COBERTURA

  1. Derretimos la mantequilla o margarina para poder mezclarla bien con el queso de untar y la pulpa de frutos rojos, esto dará cuerpo a nuestra cobertura y hará que permanezca más compacta. Mezclamos bien el queso de untar, la pulpa de frutos rojos y la mantequilla. Es recomendable que el queso de untar no esté frío para que se mezcle mejor. Reservamos.

MONTAJE

  1. Una vez frío el bizcocho lo cortamos con cuidado por la mitad.
  2. Pintamos con nuestro almíbar generosamente las dos partes del bizcocho. Ojo que puede que se rompa, trataremos con mucho cuidado ambas partes del bizcocho sobretodo cuando estén impregnadas en el almíbar.
  3. Rellenamos con una capa generosa de nuestra cobertura, un poco menos de la mitad del total de cobertura.
  4. Colocamos la parte superior y NO APLASTAMOS, su propio peso ya hará todo el trabajo.
  5. Terminamos poniendo la cobertura por encima y los lados. Decoramos con arándanos u otras frutas por encima, en mi caso piqué pistachos en un mortero para darle más color y vistosidad.

Espero que os haya gustado, a mi amiga Natalia le encantó esta tarta y espero poder volver a hacérsela lo antes posible.

Os mando mucho ánimo en estos tiempos y os deseo lo mejor a todos

Un abrazo enorme,

JORDIE