Saltar al contenido.
Anuncios

Ensalada de cebada con pesto de espinacas

¡Hola cocinilas!

En esta ocasión traigo una doble receta: por un lado es un plato muy saludable – recordemos que la cebada es un cereal integral y que posee enormes propiedades y nutrientes muy beneficiosos para la salud; y por otro, una receta muy moderna y diferente, que va bien para sorprender.

ensalada_cebada2 logo

La cebada que he utilizado es la normal (con su salvado) por lo que tardará un poco más en cocer unos 35-40 minutos; si utilizásemos la cebada perlada (sin salvado, es decir cáscara) habría que reducir la cocción a 25-30 minutos. Todos estos tiempos se reducen a la mitad si la cocemos en una olla exprés: cebada con salvado 20 min. y cebada perlada 20 min.

La hemos acompañado de un pesto de espinacas. Un pesto es cualquier salsa hecha a base de hierbas y/o frutos secos. El pesto clásico es con albahaca y queso, pero las posibilidades son ilimitadas: cilantro con frutos secos, acelgas con ajo y especias, etc. Sobre gustos no hay nada escrito y sobre pestos, menos.

Así que, sin más, vamos al lío, para nuestra Ensalada de cebada con pesto de espinacas necesitaremos:

INGREDIENTES:

  • 100 gramos de cebada con salvado o perlada
  • 125 gramos de espinacas frecas (una bolsa)
  • 15 gramos de perejil
  • 50 gramos de almendras tostadas (fritas)
  • 90-100 gramos de aceite de oliva virgen extra
  • 1 ajo
  • 50 gramos de queso emmental, gouda o gruyere rallado (opcional)

-ELABORACIÓN:

  1. Ponemos la cebada a cocer. Previamente en remojo 1 o 2 horas quedará mejor. Una vez esté tierna la colamos y la enjuagamos. Reservamos y cuando esté fría refrigeramos.
  2. Para hacer el pesto de espinacas tan sólo tenemos que escaldar (hervir ligeramente) las espinacas en agua hirviendo. Bastará con un minuto y medio más o menos. Es importante que tengamos un recipiente con agua fría (si hay hielo mejor) para ir echando las espinas ahí al sacarlas, así mantendremos el verde de la espinaca. Sacamos y escurrimos bien, que no quede agua, podemos prensarlas con una bayeta limpia o prensarlas contra un colador fino o chino.
  3. Las almendras si las tenemos crudas podemos freírlas en un minuto a fuego medio en aceite de oliva, si están fritas tan sólo tenemos que machacarlas en el mortero junto a las espinacas y añadirle aceite de oliva, sal y las especies que nos gusten, normalmente pimienta negra va bien.
  4. Añadimos el queso rallado y mezclamos todo con la cebada. Si la mezcla resultante, el pesto, quedase muy espeso siempre podemos añadir algo de agua o mejor aún, un chorro de limón o de vinagre (de manzana, es el más suave).
  5. Decoramos con unos tomates cherrys y algunas hojas de espinaca.

TIPS:

  • Podemos cambiar las espinacas por acelgas, cilantro u otra hierva, así como las almendras por otros frutos secos que nos gusten más como pistachos, anacardos, etc.
  • También podemos añadir otros ingredientes a la ensalada para hacerla más atractiva y rica: cuadraditos de manzana verde (ácida) o apio en dados pequeñitos…

ensalada_cebada1 logo

¡Espero que os haya gustado!

Anuncios

1 Comentario »

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: